Somos lo que exploramos, lo que experimentamos y vivimos. Pero también lo que contamos.
Somos lo que exploramos, lo que experimentamos y vivimos. Pero también lo que contamos.

#trans2016

Una de las cosas que más me gusta cada final de año es poder leer a personas cercanas, y no tan cercanas sus reflexiones sobre el año que dejan atrás. Me gusta porque creo que es bueno hacer balance y registrarlo de alguna manera. Me gusta porque siento que son reflexiones que comparto y con las que aprendo y me puedo llegar a identificar. Aunque ya no escribo tanto como me gustaría, sigo conservando mi blog desde el 2006 y cuando vuelvo a releer alguno de los post que he escrito siento que el recorrido, las experiencias que he vivido y las decisiones que he tomado con el tiempo tienen todo el sentido de por qué estoy y soy en el presente.
De todo lo que leí este final de 2015, me gustó mucho el post que escribió Asier Gallastegi y su apuesta por un 2016 #TRANS. Me gustó porque de repente ha conectado y provocado reacciones que subyacen y conviven con nosotros de continuo en muchas personas. Reacciones que estas han decidido emerger a través de conversaciones de respuesta a su blog, en redes sociales o en sus propios blogs, como es también mi caso.
A mi #TRANS me lleva inevitablemente por afinidad, identidad y experiencia a la comunidad LGTBI y en particular a la comunidad transexual y transgénero. Una comunidad que todavía sigue luchando por hacer respetar y valer su derecho a tener una vida digna en su proceso de búsqueda y cambio de identidad. Un proceso difícil y plagado de barricadas legales y sociales, que hace pasar a las personas trans por un viaje interminable hasta conseguir ser lo que realmente quieren ser.  Un proceso donde hace falta mucha valentía, unión, fuerza, solidaridad, comunicación, diálogo y sobre todo mucha pedagogía necesaria para provocar un cambio de mentalidad en la sociedad.
Para mi son ejemplo a seguir, y el post de Asier me provocó recoger este ejemplo y llevarlo a otros ámbitos donde también es necesario generar cambios. La educación, el ámbito de las organizaciones, la política, las instituciones públicas… espacios donde residen muchas personas que se sienten #TRANS. Personas que no encajan, que no se sienten identificadas con lo que hacen, con su entorno. Personas que están sintiendo la necesidad de cambiar. Personas que para provocar ese cambio están buscando una nueva identidad con la que sentirse de nuevo vivas, que buscan a otras personas con las que poder unirse y hacer ese proceso de cambio juntas. Puede que esto sea algo que ha existido siempre, pero creo que desde que empezó la crisis económica se ha acentuado todavía más. La crisis ha provocado cambios, pero además estamos pasando por un momento de cambio de era, tecnológica, social y geopolítica de la que apenas somos conscientes.
Para seguir provocando ese cambio y ser conscientes de ello, es necesario que recojamos el testigo de Asier y llevemos lo #TRANS a todos aquellos espacios donde sea necesario ese cambio. Hagámoslo con diálogo, con la escucha, con empatía. Recojamos el relato de esas conversaciones y construyamos un universo más amable donde puedan encajar todas las personas.

Feliz 2016 TRANS!!!

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Una idea sobre “#trans2016”

A %d blogueros les gusta esto: